‘¿QUÉ QUIERE DIOS QUE YO QUIERA?’
MARI PAZ LÓPEZ SANTOS, pazsantos@wanadoo.es
MADRID.

ECLESALIA, 01/12/09.- Después de cuatro años de dormir apaciblemente en un archivo del ordenador, me he puesto en marcha en un proyecto casi artesanal: publicar mi personal reflexión sobre la figura de María como mujer que dijo “Sí” a Dios, se puso en camino y fue renovando cada día de su vida ese arriesgado y confiado “Sí”.

Tomó cuerpo la reflexión y ahora la tengo en mis manos en forma de libro titulado: “¿Qué quiere Dios que yo quiera?”. Quizás ésta sea la pregunta existencial de quien busca a Dios, le encuentra, y se ve requerido a contestar o a huir en dirección contraria.

En una mirada hacia el pasado, recorriendo mi historia personal, he ido descubriendo que las mujeres de mi familia, las enseñanzas de la Iglesia y las costumbres de mi país en una época muy concreta, hacían que mi ser de niña, joven y mujer no entendiera el estereotipo de María que me transmitían. Me produce contradicción la sublimación de lo femenino que, engrandeciendo a la madre y esposa, obvia a la mujer.

He escrito, desde la oración, mi impresión personal de lo que debió ser el encuentro de María e Isabel y la explosión de gozo del Magníficat (Lc 1, 47-55). Lo he hecho en clave femenina pero que nadie se sienta excluido, ya que quien busca a Dios y recibe su propuesta es la persona, el ser humano, y la respuesta es absolutamente personal.

Escribir ha sido para mí más oración que escritura. Ojalá las páginas del libro puedan servir para que, quien se adentre en ellas, la lectura le encamine a su personal oración de alabanza.

Como he dicho más arriba el proyecto de publicación del libro es casi artesanal, ya que soy una “laica sin papeles” que un día se puso a escribir y nunca pensé que editaría libros, no entraba como plan en mi vida. Por el momento tanto la información sobre el libro como la adquisición del mismo será a través de la página http://www.pazsantos.com o el correo electrónico pazsantos@wanadoo.es

Eclesalia es medio de difusión que cuida a grandes y pequeños y de nuevo se hace altavoz de mis escritos, a lo que sólo puedo decir un ¡gracias! enorme por ayudar a compartir y difundir. Agradezco que la presentación se haga en el recién iniciado tiempo de Adviento, tiempo de espera en el que María es protagonista custodiando un secreto que nos afectó a todos. (Eclesalia Informativo autoriza y recomienda la difusión de sus artículos, indicando su procedencia).

Para más información: www.pazsantos.com